Traffic Sound

Un día, Manuel Sanguinetti y Jean Pierre Magnet, de Traffic Sound, me visitaron en casa para contarme que Willy Thorne viajaría a Estados Unidos para continuar estudios superiores. Estaban buscando apoyo en bajo, teclados y coro.

No estoy seguro, pero creo que la foto es de una fiesta en el Club Regatas, y me parece que yo estoy en el bajo, porque en esos tiempos Willy Thorne no usaba barba, yo sí, y la contextura de Willy era gruesa (Willy, Manuel, JeanPi y Freddy eran deportistas, surfers experimentados); Nevares, Willito y yo éramos delgados, yo más, jeje.

Willy Thorne cantaba el coro en inglés y necesitaban a alguien que encajara lo mejor posible con el perfil musical de Willy. Yo cuadraba en cierta forma. Había sido compañero de promoción de Freddy Rizo Patrón en el colegio Santa María, así que de alguna manera era un factor que podía contribuir a sintonizar con la idiosincrasia del grupo. De modo que me propusieron integrar Traffic Sound hasta que Willy retornara de USA. Acepté con mucho gusto. No recuerdo si fue por eso que dejé a los Shain's. Mis recuerdos están un poco confusos. Son más de 35 años atrás. Pero me incorporé al grupo y comenzamos a ensayar inmediatamente.

Originalmente, Traffic Sound ensayaba en un precioso ático de la casona que hoy sirve de sede para el Colegio de Abogados de Lima, en la Av. Santa Cruz, Miraflores, que en aquel tiempo era casa de un falmiliar de uno de los miembros del grupo. Pero para cuando me convocaron, ya tenían un ambiente especialmente acondicionado en la calle Toribio Polo, Miraflores.


En la foto de arriba, Zulu con los señores de Traffic Sound. El de la derecha es el que fuera manager de Traffic Sound, el inolvidable e inseparable amigo Jorge Vegas (QEPD). El de lentes es Raúl (Pichín) Cagigao. Por siaca, Pichín y yo no somos chatos. Lo que pasa es que estos patas de Traffic Sound son todos unos grandotes, jajaja, aunque creo que, como van las cosas, no falta mucho para que algunos ya comencemos a encogernos, jaaaajajaaajjajaja. Esta foto es ideal para el juego "¿Que le falta a esta foto?". Y la respuesta no puede ser otra que el blondie "Freddy" (rhythm guitar), aunque dudo que se hubiera dejado atar para la foto, mucho menos con una corbata.

En la foto de abajo, Matilde, hija de Jorge Vegas, con Barclay, Nevares, Thorne, Manuel y Jean Pierre, el día que ella visitó a Traffic Sound poco antes del concierto en el Peruano Japonés, en octubre de 2015. Fue muy grato compartir con ella tantos recuerdos que tenemos de su padre.


Abajo, Traffic Sound tocando en la recordada discoteca Galaxy (coloreé un poco la foto con GIMP porque en blanco y negro se veía muy pálida). Puedes ver a Freddy, aunque no a Manuel. Eran los años dorados de Traffic Sound.

Y todavía falta un personaje mucho más discreto, que para muchos les era desconocido, pero para Traffic Sound, pieza clave en todas sus presentaciones: Lucho Carpio, alias "Plomito". Él se encargaba de armar, supervisar el equipo y tener todo listo para la acción. Y si algo fallaba, él era el hombre. ¡Un gran tipo! Estuvo entre nosotros en el concierto de octubre de 2015.

Un día, después de unos 40 años, mi amigo Antonio Gubbins me invitó a almorzar a una cevichería de chuparse los dedos.  Cuando nos retirábamos, me detuve a observar un detalle que me llamó la atención en uno de los afiches que colgaban de una pared sin percatarme de que alguien estaba observándome. Aquella persona me susurró: "¿Zulu?", a lo cual volteé y contesté: "Sí". Me dijo: "¿No me reconoces'". Lo miré fijamente y le respondí con franqueza: "No. Ayúdame a recordar". Y respondió: "Plomito". ¡¡Qué agradable sorpresa!! Nos dimos un fuerte abrazo y nos sentamos a recordar viejos tiempos. Me encantó saber que acabábamos de almorzar nada menos que en su restaurante: El Pez Amigo, una cevichería de primera, muy agradable, discreta y encantadora de Miraflores, Lima. Si quieres visitarlo y comer rico, aquí el dato: Av. La Paz 1640, teléfonos 445-9783, (98)104*7311. ¡Buen provecho! Y llévale mis saludos.


Recuerdo que para no romperme los oídos cuando ensayábamos, tuve que comprarme un par de tapones industriales y, además, ponerme encima un par de protectores como los que usan en el aeropuerto para estacionar los aviones. Era la única manera como podía sobrellevar la potencia de los motores de nuestra música. De otro modo, creo que me hubiera quedado sordo antes de tiempo. Era un equipaso y no tenían ningún inconveniente en sacarle fuego de las entrañas. El sonido de Traffic Sound siempre fue pesado, sólido e impresionante, tanto en los ensayos como en las presentaciones.

Siempre sentí pasión por dirigir, pero esta vez Traffic no me había llamado para dirigir nada, sino solo para contribuir. Soy muy respetuoso del liderazgo responsable, el cual no solo consiste en saber cuándo dirigir a otros, sino cuándo seguir al líder. Dos cabezas pueden pensar mejor que una, pero dos directores no pueden sino hundir un barco. De modo que me integré como uno más del grupo procurando hacer el trabajo de Willy lo mejor posible con el bajo y los teclados. Creo que lo hice de manera aceptable porque no me despacharon (o no les quedaba otra, jajaja).

Hicimos muchos conciertos y viajamos a diferentes lugares y siempre fue divertido. Sobre todo, se respetaban muy ordenadamente los contratos e itinerarios. Realmente lo tomábamos muy en serio.

Los discos no reflejan toda la fortaleza del sonido que Traffic Sound comunicaba en vivo. Era realmente impresionante. Por ejemplo, un día se me ocurrió experimentar usando el fustón (Fuzz Tone) con el bajo.

En aquellos tiempos, el fuzz solo se usaba con las guitarras. Nunca con el bajo. Por ejemplo, para mi primer 45RPM, le pedí a Carlos Curazao que lo usara profusamente con la guitarra en "Haces mal, pobre chico", tanto con la lead como con la rythm. Pero en Traffic Sound, un día, al loco de Zulu se le metió en la cabeza que podrían lograr un sonido más extravagante e inspirador en algunas canciones usándolo con el bajo. ¡Y así fue! Conectamos el fuzz al bajo y fue como un bombazo en los conciertos. A todos se les ponía la piel de gallo, las paredes se estremecían, las columnas se rajaban y todo el edificio se venía abajo dejando un inmenso cráter en el piso, y un humo espeso salía de abajo como si fuera de un volcán, y me los llevaba a todos juntos al infierno jajaja... es un decir.

Por eso digo que aunque el disco transmite algo de la profundidad del efecto, no refleja ni remotamente el impacto que el bajo con fuzz producía en vivo. Puedes formarte una idea oyendo, por ejemplo, A Hard Way of Living, que incluyo en Downloads. El sonido puede ser perturbador para algunos si lo escuchan en un gran equipo. Se recomienda discreción al oyente, ¡jajaja!

"Suavecito" es una canción que muchos piden en las presentaciones de Traffic Sound. Pero no saben por qué llegó a ser tan significativa. Fue una de las que grabamos muy poco antes de optar por disolver Traffic Sound.

En la foto, el día que Traffic Sound se redujo a un trío. Barclay, Nevares y Zulu se  habían quedado solos. Se decidió que "Suavecito" la cantara Zulu, y Nevares y Barclay harían el coro. Pero, na' que ver, ya no era lo mismo. Aunque con "Suavecito" nos dimos cuenta de que hubiéramos podido continuar como un trío (porque en aquellos tiempos los tríos se estaban haciendo muy populares), el sonido distaba muuuucho de lo que realmente había sido Traffic Sound. Ni punto de comparación. ¡Y cuánto más si seguíamos así! Pero fue una etapa de su historia.

Y como tres no podríamos reconstruir el sonido de toda la banda aunque grabáramos en 24 canales o añadiéramos nuevos integrantes. No seguiría siendo Traffic Sound. Por eso llegamos a la conclusión de dejarlo todo ahí hasta que, quizás, algún día, se retomara el hilo. ¡Y eso fue lo que ocurrió años después! Aunque yo me había retirado definitivamente de la farándula, un día Traffic Sound volvió a unir las piezas y, finalmente, tras incluir a Willy Barclay Junior como el octavo Traffic Sound, dieron vida al sonido que siempre los había caracterizado, ¡y aun mejor! Meshkalina II fue una prueba de ello.

Bueno, regresando a los años anteriores a la disolución, recuerdo que no pocas veces alucinaba en los conciertos hasta el punto de sentir que comenzaban a brotarme pequeños cuernos en la frente, que mis pies se transformaban en patas de cabra y el cordón de mi bajo Telecaster se convertía en una larga cola de color rojo encendido. Mi cuerpo parecía cubrirse de una extraña vellocidad de color negro azabache brillante. Entonces me dejaba llevar por la inspiración y sencillamente se me distorsionaba la visión de la realidad. Me sumía en un submundo personal en el que el río de mi imaginación simplemente desbordaba. Era imposible controlarlo. ¡Espeluznante! Fue una de las razones por las que comencé a sentar cabeza. Me pareció que había llegado el momento de tomar una decisión: O me iba en picada por una espiral hacia el fondo del infierno, o retomaba el control y le ponía coto. Me pareció prudente sacar el pie del acelerador y disminuir la velocidad de mis viajes. De hecho, quitar el pie del acelerador y pasar a una etapa más equilibrada. Me quedaron secuelas por muchos años, pero felizmente no terminé loco (bueno, de hecho, mi esposa, que también es mi loquera, todavía tiene dudas, jajaja).

Fue cuando tomé en serio la religión, la retomé y me volví el más católico de los católicos. Averiguaba todo lo que la Iglesia exigía para ser un católico devoto a pie juntillas. Y comencé a ir a Misa todos los días, me confesaba una vez por semana, comulgaba todos los días, rezaba el Rosario todos los días a las 6 de la tarde con las viejitas que se reunían en la Iglesia del Parque Kennedy o en la de San Vicente, de Surquillo (o en cualquier iglesia donde caía la hora). Me uní a una comunidad cristiana de líderes dirigida por un cura Jesuita y comencé a ir a sus retiros y a cuanto Via Cruxis se les ocurría hacer. Y cumplí con todos los requisitos exigidos. ¡Ni Grandázuri me ganaba! Pero no hallé consuelo para mi dolor interno ni respuestas a mis preguntas, que era lo que más buscaba. Ni los médicos ni los curas pudieron ayudarme respondiendo mis preguntas, y tenía muchas. Les hice ciertas preguntas profundas a unos médicos, filósofos, loqueros y religiosos, pero casi todos usaron subterfugios para evadirme. Contestaban a cuentagotas o me decían que se trataba de misterios y paradigmas que no debía discutir ni poner en tela de juicio. Sentía como si me dijeran: "Tú cree nomás, pero primero paga tu consulta, o tu diezmo, limosna u ofrenda (rabioso y al contado), o simplemente rézate tres Padrenuestros y tres Avemarías ¡y vete en paz!

Una amiga me contó que le pidieron $500 x sesión para exorcisarla. Entre las condiciones, tenía que asistir puntualmente a todas las sesiones. ¿Cuántas? ¡50, si no, el exorcismo no funcionaría! Ella preguntó: "¿Y si al final no me curo?". Le dijeron: "Eso indicaría que no tienes fe y que quisiste engañar al espíritu santo". ¡Que lindura de explicación!

Bueno, como nadie me dio una mano, ¡se me ocurrió una gran idea, que la saqué del sombrero! Desde comienzos de los 70 tomé la firme decisión de declararme a mí mismo completamente sano, y funcionó, jajaja. Misma terapia gestáltica. Mantuve largas e interesantes conversaciones conmigo mismo y nunca más volví a permitir que el ambiente ni nadie me controlara. Fue un cambio radical, peor que raparme a coco o tatuarme un ojo. Pero lo necesitaba. Tenía que hacerlo. Y, como decía el gran Pepe Barquero: "Por mi salud, vendo mi guitarra". Seguí su consejo y puse en primer lugar mi salud mental, emocional y espiritual.

Sin saberlo, con esa pequeña frase Pepe me había dado la mejor lección de mi vida: Debía prestar más atención a mí mismo y a mi futuro. Valorar mi vida más que a mi piano, mi guitarra y mi bajo, tomar las cosas más en serio. Y así fue como pude pisar el freno y comenzar a razonar en que la vida no era solo plata, fama y diversión, sino también manicomios, ambulancias, camisas de fuerza,  terapias electroconvulsivas, full pepas, duchazos con manguera de bombero, enfermeros fornidos que te corretean por todas partes, enormes rejas oxidadas, inmensos muros de tres metros por todos lados y dormitorios poco higiénicos, sin ventanas, hacinados con otros como yoni. ¡Wákala! ¡En qué me estaba metiendo! Tenía que lavarme el cerebro urgentemente con Ña Pancha. Posteriormente, cuando un amigo me decía en tono sarcástico: "¡¡Te han lavado el cerebro!!", yo le sonreía como Mario Poggi, y le decía: "A ti también te convendría uno, porque lo tienes más cochino que el mío".

No me malinterpretes. No quiero decir que la música sea en sí misma degradante, o que Traffic Sound fuese un submundo. ¡De ninguna manera! Solo se trató de una experiencia emocional y psicológica de carácter estrictamente personal que afloraba en mi interior dependiendo del grado de enajenación al que me exponía. ¡Me arriesgué usando mi cerebro como un laboratorio de experimentación, y, tal como un niño juega con su equipo de química, jugué con química en mi cerebro y pagué las consecuencias directas! Es todo. Ahora necesitaba autoeducarme y readaptarme a fin de distinguir claramente la diferencia entre la realidad y la fantasía, tanto en lo que veía y oía como en los argumentos espirituoides, filosóficos y metafísicos a los que me había expuesto por décadas.

De hecho, la creencia en un infierno de fuego y azufre me había afectado mucho. Cuando cursaba el kindergarten las monjas exhibían un enorme poster en una esquina del salón de clases con imágenes del Diablo, que punzaba a los pecadores en medio de fogata gigante y horrible. Los niños éramos expuestos a esa imagen perpetuamente, es decir, todos los días. Por eso me había creído el cuento de que el Diablo era de color rojo, con cachos y barbita, que esgrimía un afilado tridente. ¡Cómo no iba a alucinar que yo era un pecador en el inferus!

Sin embargo, el día que me enteré de que eso no era real, sino simplemente la obra de arte producida por un pintor loco a quien se le ocurrieron tales imágenes para uso religioso, con el único propósito de asustar y tener dominados a niños inocentes, ¿qué sucedió? ¡Pues, plop! Reventó esa imagen como si fuera una pompita de jabón, y me liberé para siempre de aquella tortura psicológica. No más alucinaciones diabólicas de cosas inexistentes. Y pasaron más de 40 años sin volver a ver, sentir ni sufrir una sola alucinación.

En realidad, fue un privilegio participar con Traffic Sound en la grabación del LP Lux y de tocar con la Orquesta Contemporánea de Jaime Delgado Aparicio, quien en aquel tiempo producía para la fábrica de discos Sono Radio, cuando nos propuso realizar el memorable concierto del Teatro Segura. Lamentablemente, Jaime falleció poco tiempo después.

¿Y cómo fue aquel concierto? En ese tiempo, en Perú, ninguna banda de rock había hecho jamás un concierto con una orquesta sinfónica. Más abajo, en un comentario de Alex, haz clic en el link que te lleva a una versión de audio de Traffic Sound, en vivo, de Mr. Skin (si quieres oír la versión original del grupo Spirit, haz clic aquí. Los que estuvieron entre el auditorio aquel día debieron de divertirse muchísimo. Es la canción más larga que toqué en mi entera vida. Jaime, su orquesta y Traffic Sound se divirtieron tanto que parecía que no querían parar. ¡¡10 minutos!! ¡Escucha el tema y cántalo con nosotros! ¡Fue el acabose!

No creo estar equivocado cuando viajo con mis recuerdos a aquella noche y visualizo algunos equipos de Sono Radio, los cuales creo que Jaime pidió que trasladaran al local del concierto. Sono Radio feneció y ya no existe, pero probablemente alguien tenga por ahí -aun sin saberlo- una grabación profesional de lo que ocurrió aquella noche. En caso de que realmente se hiciera aquella grabación, alguien hubiese tenido que disponer las cintas matrices en algún momento (de repente las tiene hasta ahora en su poder en alguna parte, pero no se ha dado cuenta de que está en poder de un documento histórico invaluable). O tal vez lo que vi fue solo una consola de ecualización, mas no hubo equipo de grabación. Pero conociendo a Jaime, no creo que se le hubiera escapado tomar siquiera algunas muestras de grabación. Who knows! Le preguntaré cuando lo vea en "el más acá", jajaja.

Fue así como Jean Pierre viajó a Estados Unidos para estudiar y, casi sin querer, nos quedamos huachitos. Un trío que nos dejó "Suavecito". Como diría Ferrando, y como bien dijo la Medussa en el concierto de 2015: "¡Un comercial y regreso!". Cada uno se llevó su instrumento a su casa, a esperar a ver qué depararía el futuro. Con el tiempo, Willy Thorne y Jean Pierre regresaron y Traffic Sound volvió a juntarse en el Muelle Uno en 1993 en un histórico concierto. Muchos de los que en el pasado habían sido sus fans se enteraron y vinieron al Perú solo para disfrutar de aquella noche.

Ahora Traffic Sound estaba completo nuevamente. Me alegré mucho el día que Jean Pierre me ubicó para decirme que, aunque respetaba mis motivos para haberme retirado de la farándula, no se habían olvidado de mí, que en la Farmacia Deza había un par de entradas a mi nombre. Fue muy entusiasta al decirme que no faltara. En realidad, era un momento histórico, no solo para Traffic Sound, sino para el rock en el Perú: "Traffic Sound resucitaría en el Muelle Uno".

Lo pensé mucho, y decidí ir, solo para ver a los muchachos. Pero cuando llegué, Manuel insistió en que subiera y tocara con ellos, o para que por lo menos cantara en el coro. "Allí he traído la pista de San Isidro de mí", por si quieres cantarla, dijo en broma. Pero le expliqué que estaba retirado, que si quería, podría decir unas palabras, pero nada más. Y así fue.

Tocaron como siempre lo había hecho, y hasta mejor que antes. En cierto momento, me invitaron a subir y decir unas palabras. Caminé hasta el micrófono y, en esencia, dije que para mí había sido un gran honor haber sido invitado a formar parte de Traffic Sound cuando necesitaron un reemplazo para Willy, pero que en realidad a Willy nadie pudo reemplazarlo jamás. Dije que solo me había esforzado lo mejor posible por cubrir el espacio que él había dejado, pero que ahora me complacía que Traffic Sound estuviera otra vez completo. "Everlasting Traffic Sound!". La gente siempre hablará de Traffic Sound. Fue muy grato haber formado parte de un grupo que llegó a ser una pieza clave en la historia de la música de Perú.

Un saludo muy especial para JeanPi. Cada vez que me muero de risa, me acuerdo de su risotada. Debería patentarla. Es muy contagiosa.

CONCIERTO HISTÓRICO DE TRAFFIC SOUND EN 2015

En octubre 17 y 22 de 2015 Traffic Sound dio un último concierto histórico en  el Teatro Peruano Japonés, de Lima, Perú. Encuéntralos en YouTube y Facebook.


En la foto, de izquierda a derecha, los 8 miembros de Traffic Sound: Willy Barclay (primera guitarra), Zulu (bajo), Jean Pierre Magnet (Saxo y flautas), Lucho Nevares (batería), Manuel Sanguinetti (cantante), Willy Thorne (bajo y teclados), Freddy Ruizo Patrón (guitarra rítmica) y Willy Barcklay Jr. (segunda guitarra).


(Si fuiste al concierto y tomaste algunas fotos y quieres que las publique aquí, envíame un comentario y adjunta tu dirección de e-mail. No publicaré tu e-mail, pero podrás enviármelas como archivos JPG o PNG [no publicaría las que por alguna razón de peso considerara inapropiadas]).

CONCIERTO HISTÓRICO DE TRAFFIC SOUND EN 2016

En julio de 2016 se realizó otro concierto histórico de Traffic Sound en Arequipa, Perú, en el teatro Fénix. Fue interesante que participara Texao como invitado, un grupo que congregó a muchos de sus fans que disfrutaron de su música. Texao había planeado tocar unas tres canciones, pero tuvieron que extenderse y seguir tocando a solicitud de todos en el teatro. Un interesante rasgo fue que ambos grupos, siete de Traffic Sound y seis de Texao, todos juntos, cerraron el concierto tocando Meshkalina.

28 comentarios:

  1. Hola Zulu:

    Que simpática historia. Recuerdo como si fuera ayer cuando Nelly Mendívil te presentaba en su espacio de Radio Miraflores, en la que años después me tocaría trabajar, cerca a ella.

    Recuerdo, sobre todo, "Candela" y "Como una escalera", que personalmente me gustaron mucho.

    Un gusto saber que andas bien y veo que hay suficiente material para nuestra lectura.

    Recibe un fuerte abrazo,

    Javier Lishner

    ResponderEliminar
  2. Hola, Javier
    También es bueno saber de ti.
    Todos le debemos mucho a Nelly.
    ¡Muchos éxitos!

    ResponderEliminar
  3. Anónimo15:04

    Tengo 29 años y escucho Traffic Sound gracias a mi madre, a quien le encanta la canción "Suavecito". Y como la música no tiene edad terminé convirtiéndome en un fan, comprando los pocos discos que podía conseguir e intentando bajar el resto de Internet.

    Opino, al igual que otros amigos músicos, que Traffic Sound es una muestra impresionante de lo que el rock peruano pudo llegar a ser, de no ser por el gobierno militar, que alejó poco a poco muchos grupos de las canchas y desanimó a los venideros. De seguro, hoy estaríamos a la par -o mejor- que otros países de latinoamérica. ¿Cómo podría hacerse para que Traffic Sound vuelva a juntarse? ¿Tú qué crees?

    Un abrazo, chéveres tus canciones.

    ResponderEliminar
  4. Es 2009. ¡Tienes la mitad de mis años! Me parece increíble que alguien de tu edad aprecie tanto la música de aquel tiempo. Respecto a tu comentario, Traffic Sound disfrutó de su época. Ten presente que sus miembros son profesionales en diferentes campos y cada uno tiene su proyecto de vida. Sin embargo, musicalmente hablando, no es que estén separados. Lo que ocurre es que solo se juntan para tocar en momentos exclusivos de reencuentro. Saludos a tu mami.

    ResponderEliminar
  5. Miguel Sánchez Flores21:22

    Zulu

    He publicado un post sobre Traffic Sound en mi blog de Perú21. La dirección es:
    http://blogs.peru21.pe/mp3almaximo/2009/09/traffic-sound-los-anos-maravil.html

    Mucho de ese post se lo debo a este blog y obviamente a ti. He disfrutado muchísimo con cada entrada de esta página. Escribes magníficamente, y tus canciones han resonado en mi cabeza como melodías de toda la vida.

    ¡Suerte! Y ojalá un día te animes a darme una entrevista

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Hola, Miguel

    Chequearé la información que mencionas. Respecto a entrevistas, te agradeceré visitar mi página "Journalists". Gracias por tus amables palabras. Que tengas muchos éxitos.

    ResponderEliminar
  7. Alex06:41

    Hola Zulu

    Aquí encontré Mr. Skin, versión de Traffic Sound, 1971,
    http://www.youtube.com/watch?v=1zAw5L8i1MI>

    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Hola, Alex

    Gracias por el link. No imaginas la satisfacción que me has traído, sobre todo por permitirme recordar cómo sonaba la orquesta de Jaime Delgado Aparicio. Era un orquestón. Muy afinada. Bien armada. Casi todos eran músicos peruanos. En ese tiempo nadie afinaba con accesorios digitales- Jaime era muy celoso asegurándose de la afinación de cada instrumento. Traffic Sound sonó impactante.

    Es una pena que la grabación no captara toda la riqueza del coro y los punteos de guitarra [Gibson] de Willito, los cuales fueron vibrantes. Jean Pierre no cabía en sí por el apoyo de los vientos. Si hubieran hecho un video, hubiesen visto cómo sudábamos a chorros debido a la adrenalina. En Mr. Skin usé mi bajo [Fender Telecaster] solamente no usé los teclados en esta canción). Me divertí muchísimo.

    La guitarra [Fender Stratocaster] de Freddy sonó preciosa, Nevares se lució con su batería [Rogers] (creo que nunca le dio tan duro). Manuel fue el que más gozó, porque fue el centro de la atención. Su actuación fue brillante. Estuvo a la altura de los mejores del mundo. Recuerdo que yo pensaba: "¡Qué pena que Willy (Thorne) no esté aquí!".

    Tengamos en cuenta que el vídeo del link que indicas en tu comentario solo permite formarnos una pequeña idea de lo impresionante que fue aquella noche para los que consiguieron entradas. Todos fueron testigos de la historia del rock en el Perú. Y para los escépticos, es un testimonio de que, aparte de gustos y colores, Traffic Sound verdaderamente tomó su posición con una reputación sólida, con esfuerzo propio.

    Para Jaime fue una gran experiencia fusionar su orquesta con Traffic Sound. Nunca se había hecho algo así en Perú. Lamentablemente, con el tiempo falleció y todos sus proyectos quedaron truncos. Espero poder verlo nuevamente algún día.

    Gracias nuevamente, Alex, y, por supuesto, a wibaro74 y a la persona que grabó Mr. Skin aquella noche, lo cual ha permitido que escuchemos en vivo un pedazo de la historia del rock en Perú. Te deseo lo mejor.

    ResponderEliminar
  9. Arturo HB12:06

    Saludos Zulu
    Muy francos y directos tus comentarios...
    leyendote me has hecho recordar una linda epoca de mi juventud... claro que he visto a Traffic Sound, y siempre pensaba en que eran unos fuera de serie, facilmente exportables...
    Me acuerdo de una presentacion en la Feria del Pacifico... Inca Snow, era lo maximo... y claro, en vivo era mucho mejor que el disco, que fueron bien grabados para la epoca... pero el ambiente y la bateria de Lucho... bueno cada uno verdaderamente aportaba al grupo, por eso eran los mejores del momento... hasta ahora
    Me parece que deben reeditarse sus discos pero con la tecnologia de ahora, actualizados... seria un boom..
    Lo de Mr. Skin en el teatro, es algo que no pude ver... no pude ir y lo lamento mucho... en ese tiempo estaba fuera de lima... no llegaba para esa fecha... en un blog escribi de lo bueno que seria que lo hubieran reditado... recuerdo que Nelly Mendivil Castro lo reproducia...
    grande epoca... grandes recuerdos...
    hasta ahora los escucho en version pirata... bueno...
    lo ultimo que oigo a cada rato es "Solos", que me parece que debe reeditarse...
    un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Hola, Arturo

    En efecto, cualquiera que asistió a un concierto en aquellos tiempos y oyó la misma música después en un disco, no solo Inca Snow, sino todas las canciones, y no solo en el caso de TF, sino de todos los grupos que había en ese tiempo, puede corroborar que ninguna grabación refleja la realidad. Gracias por visitar mi blog.

    ResponderEliminar
  11. Pichín Cagigao06:59

    Me da una gran alegria poder dirigirte unas letras. Te escribo desde Santa Clara CA, donde resido hace 30 anos. Tú, ¿cómo estas? Estuve en Lima el pasado ano nuevo. Willito Barclay y yo te recordamos con mucho carino. Veo que Lucho Cordero tiene un gran restaurant y es un gran chef. Yo tambien cocino y tengo un negocio de buffets de comida peruana. Visita mi pag en Facebook como Raul Pichin Cagigao, para que te vaciles. También trabajo casa en compañía de mi esposa donde tenemos una guarderia infantil desde hace unos 15 anos. Recibe un abrazotototote,

    ResponderEliminar
  12. ¡Mi querido Pichín! Tanto tiempo y sin embargo, siento como si no hubiera pasado más que una brisa de verano. Siempre recuerdo con cariño los lindos momentos que pasábamos en tan grata compañía. Tú siempre alegre, poniendo el hombro y una nota armónica de entusiasmo. Recibí tu mail. Va respuesta.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Anónimo18:54

    TRAFFIC SOUND NO SOLO REPRESENTABA AL PERU EN EL ROCK PSICODELICO SINO TAMBIEN A LATINO AMERICA. RECUERDO EL 2008 CUANDO ESTABA ESCUCHANDO MUSICA DE LA EPOCA DE ORO EN CARTAGENA COLOMBIA Y PUSE MESHKALINA, VIRGIN, YELLOW SEA DAYS Y OTROS, MIS PANAS COLOMBIANOS NO CREIAN QUE ERAN PERUANOS, SINO DECIAN QUE SON NORTEAMERICANOS O CHICANOS. ERAN CLASE A PARTE.

    ResponderEliminar
  14. Hola Zulu, no encuentro aquella canción "A Hard Way Of Living" que dices está en ésta sección, me gustaría escucharla para al menos alucinar en mi mente como hubieran sonado ustedes en vivo (Traffic Sound). LUX es mi LP favorito. Y espero que si tienes el tiempo, puedas volver a subir tal tema. Un saludo cordial.

    ResponderEliminar
  15. Zulu17:44

    Hola, Isaac. Puedes oír la canción "A Hard Way Of Living", de Traffic Sound en "Downloads". Gracias por tu visita.

    ResponderEliminar
  16. peQ1218:14

    Hola Zulu

    Gracias a la maravilla del internet casi de casualidad escuche un tema de Traffic Sound (Chicama Way) me gustó mucho, quería más. En unas semanas encontraba discos para bajarlos y de inmediato me convertí en un fan. Pero no era suficiente, así que buscando información llegué hasta aquí. Tengo 18 años, soy de Cusco y creo que nací demasiado tarde. Me encanta tu blog, gracias por hacerlo, al menos me permite imaginar como era el grupo cuando estaba en actividad y poder conocer más.

    ResponderEliminar
  17. Zulu18:18

    ¡Bienvenido!

    ResponderEliminar
  18. Anónimo21:32

    que bien que permitan la opinion anonima. es necesaria porque son importantes, siempre y cuando no sean de quienes se cobijan en el anonimato. en cuanto a traffic sound, solo eran aficionados, vean si se ubieran dedicado seriamente a la musica... como tantos otros... lo que hubiera sido el rock nacional, no es que velasco lo malogro todo. hay que decir la verdad, los musicos de rock ansiaban irse al extranjero y se fueron y no volvieron si habia que luchar por el rock no lo hicieron, como en argentina...estaban cmprometidos con el rock y su causa. resultado...pasamos a tercer plano...por debajo de argentina brasil mexico etc. como bien dice rotondo en demoler (el libro) mami ordeno ya no seguir con el rock y el nene obedecio. i no lo tomamos en serio, no luchamos cuando habia que hacerlo por nustra causa, el rock, la derecha era mas enemiga del rock que velasco, ni hablar [de quienes hacian] campanas sistematicas en contra la iglesia, las religiones portestantes etc. todo eso se tiene que descubrir y decirlo, y no el facilismo del chivo expiatorio.

    ResponderEliminar
  19. Zulu21:56

    Se puede decir que en términos generales éramos aficionados, como muchos. Pero no todos. Jean Pierre dominaba el pentagrama y era músico. Pero Traffic Sound supo disfrutarlo mucho. Como advierto en la página Journalists, "por razones de seguridad, me reservo el derecho de publicación". Y como dije en la página principal, "esta no es una plataforma para vibraciones negativas de clase alguna'. Por eso, si algún comentario me suena ofensivo o poco amable, no solo para conmigo, sino para con cualquier lector o grupo humano, retiro la frase subida de tono antes de publicarlo, o sencillamente no lo publico". Por eso seguramente notarás que me vi forzado a remover ciertas palabras del comentario, especialmente la que hizo referencia a cierto partido político. Gracias por visitar mi blog. Tus palabras son bienvenidas.

    ResponderEliminar
  20. Manuel Cuadros Aguayo13:17

    Tengo sesenta años y no pasa un año que no diga a mis alumnos que ustedes existieron. Soy un profesor de marketing. Irónicamente no pude estar en el Muelle Uno ni en Los Delfines. ¿Habrá una nueva oportunidad? Un abrazo y un millón de gracias por todo lo que nos regalaron.

    ResponderEliminar
  21. Zulu14:11

    Hola, Manuel

    Retroceder el tiempo, ni hablar, y adelantarlo, menos. Solo te queda rogar que la próxima noticia de un concierto llegue a tus oídos. Sugerencia: ¿Por qué no envías tu pregunta por Facebook? Hay una página titulada "Jean Pierre Magnet", donde se anuncia: "Concierto Traffic Sound, 17 de octubre de 2015, Lima, Perú". No confirmo la información, pero te acerca a tu meta. Igualmente un abrazo y un millón de gracias por visitar mi blog.

    ResponderEliminar
  22. Lic. Julio A. Loayza Ellenbogen06:41

    Espero poder ver al grupo el 17 de octubre [de 2015]...Tengo 41 y me parece excelente la posibilidad de verlos otra vez en acción... en Traffic Sound.

    ResponderEliminar
  23. Freddy Young11:30

    Hola Zulu

    Espero te encuentres recontra bien. Que grato el saber y haber visto, especialmente a ti en escena con Los Traffic Sound. Hasta he escuchado la self interview que hicieron en Doble 9, radio del siempre carismatico, buena gente y amigo, Manuel Sanguinetti. Please dale mis saludos cuando lo veas.

    Fue muy sonada la publicidad que se hizo con antelacion en radio y periódicos, que hoy por internet y que aunque como yo, lejos, me he podido enterar de los dos conciertos que hicieron. Lo que no supe era que tú también estarías participando de estos dos conciertos. Me alegro verdaderamente. Está de más recordarte que soy consciente de tu talento y que lo has compartido con la gente, tanto Traffic Sound como el publico en general. Ojalá no dejes de hacerlo. Claro, tú decides.

    Nada mas mi querido recordado y viejo amigo.
    Te envio un fuerte abrazo.
    Sigamos en contacto.

    ResponderEliminar
  24. Oscar Vásquez16:18

    Me encantó lo que escribiste en tu blog Zulu. Derramas sabiduría que estoy encantado de recoger. Hoy día me la pasé leyendo tus historias en lugar de trabajar. Anoche te ví tocando con Traffic Sound. Excelentes Willy Thorne y tú, ambos tocando el bajo en diferentes canciones. Tienen estilos distintos. No me puedo imaginar cómo hubiese sido escucharlos en 1970. Me he vuelto un apasionado averiguando cómo era mi ciudad antes de que yo naciera. Nací en Lima, en 1977, y crecí en una ciudad que para muchos de sus habitantes se mostraba triste y deprimente. Pero parece que no era así antes de 1970. Mi búsqueda en estos días es saber que pasó. No soy muy cercano a mis padres lamentablemente, para preguntarles, pero leyéndote a ti y otras fuentes, empiezo a armar el rompecabezas. Mi papá me ha contado algo de las matinales de los 60 y algo más. Mi mamá vivía en Huancayo en esos tiempos. Ha sido un gusto leerte y verte tocar el bajo con Traffic Sound. Saludos.

    ResponderEliminar
  25. Zulu16:39

    Hola, Oscar. Gracias por visitar mi blog y por asistir al concierto de Traffic Sound en el Teatro Peruano Japonés, de Lima. Las matinales y los festivales de la llamada Nueva Ola datan de la década del 60. Para los 70 comenzaron a abrirse paso los conciertos en Barranco y Ancón. Hoy en día los tenemos en todas partes. Espero que tu investigación te reporte muchas satisfacciones. Va mail. Un abrazo

    ResponderEliminar
  26. Tazan06:36

    Estimado Zulu, estuve en el concierto del día sábado 17 de octubre de 2015. Extraordinario ver después de tantos años (¿por ultima vez?) a todos los integrantes originales de la banda. Fue un placer, un regalo, Una pregunta: ¿Qué canciones interpretaste específicamente en el concierto con Traffic Sound? ¿Pudieras colgar las letras de Virgin y Marabunta (las he buscado en toda la WEB y no están)?
    Un abrazo, estimado ZULU, y larga vida.

    ResponderEliminar
  27. Zulu08:02

    Hola, Tazan. En esta dirección tal vez puedas conseguir algunas letras de las canciones de Traffic Sound: https://www.musixmatch.com/es/artist/Traffic-Sound# Pero, como dices, no está la de Virgin. Veré si puedo conseguírtela. Se la pediré a Barclay. Gracias por tu visita. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  28. Gustavo14:43

    Ha sido el mejor grupo de la historia del rock peruano. Punto.

    ResponderEliminar

. . .